07/02/2017

La cara ecológica de las empresas


Imagen de una bicicleta electica recorriendo la gran ciudad

La ecología es hoy por hoy algo muy importante para cualquier empresa que quiera presentar una imagen moderna, comprometida y en la que se vean reflejados los jóvenes y muchos no tan jóvenes.

Las grandes ciudades a la cabeza de la ecología

Esto tiene especial relevancia en las grandes ciudades, no porque la gente sea, por condición, más comprometida, sino porque sufren mucho más directamente los efectos de la contaminación en sus propio cuerpo y están mucho más concienciados. Pongamos como ejemplo Madrid, que en determinadas épocas del año, especialmente si no llueve, el aire se vuelve denso, prácticamente irrespirable y muchas personas sufrimos consecuencias en su salud, respiratorias y sobretodo alergias.

Dado este panorama mundial, y tomando como referencia otras ciudades asiáticas donde se forma una niebla que no ven a dos metros, cualquier gesto ecológico por parte de una empresa será muy bien recibido por todo el mundo, pero especialmente por sus clientes que quieren verse representados por valores verdes y positivos y no desean formar parte de empresas que incremente los niveles tan acusados de contaminación.

imagen de Asia Foundation para fomentar la ecologia y la sostenibilidad

Compromiso con el medio ambiente: productos, coches y bicicletas

Una de las maneras de demostrar el compromiso con el medioambiente es reusando  y ofreciendo productos que se puedan reciclar. Envases y bolsas de cartón, evitar el exceso de packaging o reducir la emisión de elementos contaminantes son algunos de los puntos en los que las empresas pueden apoyarse para conseguir esa imagen ecológica, siendo esta real. La idea es evitar el plástico a toda costa, por su alta toxicidad y por la cantidad de años que tarda en desaparecer.

Los coches de empresa pueden ser una gran baza para demostrar el compromiso con el aire limpio. Renovar la flota con vehículos eléctricos es algo que todo el mundo percibirá como positivo, pero que además se hará notar ya que estos coches estarán en las calles y podrán ser vistos por todo el mundo. Incluso se debe poner algún distintivo, bien próximo al nombre de la empresa, para que todo el mundo sepa que son vehículos ecológicos y estamos concienciados con el medio ambiente.

 

Las Bicicletas eléctricas también pueden formar parte de la flota de la empresa, especialmente si hay servicio de entregas rápidas de paquetería que, por sus características, pueda ser entregada en bicicleta. Las bicis eléctricas no contaminan y gracias a su sistema de asistencia al pedaleo permiten que cualquier mensajero se desplace rápidamente por la ciudad de manera ecológica y muy veloz, son vehículos relativamente pequeños y ágiles para moverse por las congestionados núcleos urbanos de las grandes ciudades.

Los coches y bicicletas eléctricas es algo que todo el mundo va a ver y que hará que empresa y ecología queden asociados en el subconsciente de todos los que ven a diario estos vehículos y que en muchos casos pueden ser potenciales clientes de la marca, que acudan atraídos precisamente por estos valores.

Evidentemente, los valores ecológicos deben de estar ahí por sí mismos, pero si además ayudan a mejorar la percepción que se tiene de la empresa, mejor que mejor.

© 2017